- Tu blog de poesía más leído por la web -

24.6.09

Sara Herrera


**
Perdí una a una las velas de cumpleaños


Yo, la cara bonita,
delgada y blanda niña de ojos azules.

Mírame, sonríe para la foto.

La niña buena,
todas las niñas buenas van al cielo.

Posar para los mayores,
poner la mano para las gominolas
y los veinte duros.

Yo, la cara bonita,
la niña de las manos grandes.
La que quería ser princesa
y luego jefa de un taller mecánico.

La niña, la cara bonita.

Papá, ¿a dónde van los muertos
cuando mueren?

Los calcetines con borlones,
los zapatos de hebilla,
la niña princesa rosa egoísta,
la cara bonita.


BERCY

Desesperados buscando una mayoría suficiente. Esperar el turno. Nuestro turno.
El cielo estará nuboso y se producirán chubascos. Borrascas fuertes.
La muchacha del oeste es una niña con trenzas. Los pies colgando.
La vida pasa a un ritmo ilegítimo y ella sonríe:
la infancia es humilde e ignorante, destapa al vagabundo.
Madre, no veas en mí el llanto de los ángeles ni las hojas esparcidas del otoño.
Los rebaños se hicieron para otros: yo quise ser más fuerte.
Y alza la cabeza y abre sus ojos como quien observa el mundo
con coraje y alegría.
La niña desciende la mirada
[y sus ojos se vuelven transparentes].
Quién será ella, dentro de unos años,
en otras paradas, en otros santuarios, en otros precipicios.
En un segundo la luz se apodera de los inocentes.
Y volvemos, siempre, a comenzar.


EDGAR QUINET

Los dos. Cogidos de la mano. Intuyendo los vértigos venideros,
los congeladores vacíos, las tardes de supermercado, las noches de cine,
la rutina afrodisíaca.
Siempre hay una puerta que se abre. Otra que se encaja.
Y en el andén, mientras todos permanecemos,
ellos se separan y se vuelven los extremos del reloj. Puntuales. Modestos. Amables.
No existe el fuego donde no hay deseo. Ni estímulos primarios.
Ni compromiso estudiado. Ni intención de nada.
La mitad visible y la invisible se separan. Los amantes.
Ellos, que creyeron contar el uno con el otro,
han destrozado todas las sábanas, todos los perfumes, todas las flores.
Y han ido a parar al fondo del océano.
Han contado minutos.
Son precipicios enfrentados.
Ya son andén. Ya son distancia.
Ya no son nada.



Sara Herrera. Jerez de la Frontera (Cádiz) España, 1980. Poeta de reflexiva y certera factura, actualmente reside en París. Ha publicado los poemarios La selva en que caí (Torremozas, 2007) y De ida y vuelta (Difácil, 2009). Ha recibido los premios Voces Nuevas (2007) y Martín García Ramos (2008). Su obra ha sido incluida en diversas antologías y revistas literarias, en ediciones impresas y digitales.
Contacto:  
http://www.facebook.com/sara.herreraperalta

38 comentarios:

VeraLucia dijo...

interesantes letras.
gracias por pasasrte.
un fuerte saludos.
te leo

Tony Amesty dijo...

Me gustó mucho este post.
Tiene una delicadeza muy trabajada.

Un abrazo

Sofy M dijo...

Hermoso post!!

Paola Duchên dijo...

Hola Jorge! me pasé por tu blog. Curioso... Te leo. Gracias por tu amor por la escritura.

Krizia dijo...

Guao!

ana carrera dijo...

escritora y bonita

gringa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
gringa dijo...

Muy bonito post!!!te dejo un abrazo

el kike dijo...

Una poesía estrictamente cerebral y quizá por ahí el riesgo.

Saludos.

Peter dijo...

Siempre he creído en el poder de las palabras y acertar hacer una poesía como la de Sara hace q las palabras tomen mayor fuerza y dimensión. Enhorabuena.

hadnaloy dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Mario dijo...

Bella poeta y de verso inteligente y pulcro.

Saludos

Andrea G. dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
ëłi§zabeth dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Fer dijo...

Una poeta retóricamente aceptable.

Loli dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Carla dijo...

Muy interesante...

Girl, Irrupted ××× dijo...

Ame este blog y los escritos que posee.
Nos leemos.
Atte.

Giorgio dijo...

Una mujer bella, sensiblemente concreta para las palabras :)

Melisa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Melisa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Melisa dijo...

un placer pasar por este blog..me encontré con lecturas muy interesantes y expresivas..te invito a pasar por mi espacio cuando gustes.
un saludo!

beni dijo...

Una poesía cerebral,pero no por ello menos intensa.
Saludos.

JAAD dijo...

Un saludo. Te puse un enlace.

Regresaré.

Eduardo dijo...

Linda poeta y además con una poesía inteligente.

Saludos,Jorge

Anónimo dijo...

Muy guapa esta poeta y con mucho futuro en las palabras :)

Anónimo dijo...

Poeta,inteligente y guapa,
q más pedir!

Rolando Paz

Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Ricardo Calderón Inca dijo...

UN ENCANTO DE MUJER Y SUS VAGAS PALABRAS... DE ENORME CARISMA Y DELIRIO////
SALUDOS AFABLES!!!!

Ana dijo...

Te reencuentro con palabras de una poeta que admiro.
Bello post.

Un saludo patagónico, de viento y sal.

Roy dijo...

Aunque el primer poema deja mucho q desear, con los otros dos se reinvindica.
Salud!

Siab-MiprincesaAzul dijo...

de verdad q son escritos maravillosos!
un beso

Panchito dijo...

Tiene una fineza para escribir y una carita q es además otro lindo poema.

Roberto Malasquez dijo...

.realmente muy buenas creaciones.lo digo con verdad.

Aldo Martin dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Anónimo dijo...

Todo un arte inteligente para describir nuestros recovecos más intimos.

Saludos.

Noor dijo...

no me parecio tan profundo el primer poema....un poco soso carente de belleza! mmmmm


saludos!

Anónimo dijo...

Poemas finos como la poeta
:)

P
E
P
E

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...